Amaryllis

También Hippeastrum

Familia: Amaryllidaceae
Especies comunes:
A. he liado n na. A. equestre. Nombre vulgar:
Amarilis.

Origen:
Existen numerosas especies líc cmc género. siendo todas ellas originarias de América del Sur.
Descripción:
Los amarilis son plantas bulbosas con largas hojas achiladas de color verde intenso, que aparecen después que las flores. Estas se presentan en número de 2 a 4 sobre un largo tallo \ >u coloración es diferente según las variedades. Asi. se pueden encontrar plantas con la flor carmesí, blanca con manchas malvas o escarlatas brillantes con la base amarilla. La floración tiene lugar a la salida de los meses fríos.
Cuidados básicos:
I Estos bulbos han de situarse en
lugares bien iluminados v con

temperaturas que oscilen entre los 10″ v 20*’ C . El riego debe ser moderado, aunque se aumentará considerablemente cuando I comience la floración. Ls preciso I que el agua no se acumule I alrededor del cuello del bulbo i pues lo pudriría. No requieren pulverizaciones con agua ya que se adaptan bien a los ambientes secos.
Suelo y transplante:
I Necesitan suelos poco compactos y con buen drenaje. La tierra j sólo deberá cubrir la mitad o
la tercera parte del bulbo. Pueden
permanecer hasta 2 años en el mismo tiesto, siendo necesario después trasplantarlos, para lo cual hay que separar los renuevos del bulbo principal v plantarlos por separado. La época más propicia para llevar a cabo esta operación es en invierno, a partir del primer mes.
Abonado:
I .as plantas se deben abonar cada 2 semanas durante el periodo de Portación y mientras dure el crecimiento de las hojas.
Situación:
Son unas buenas plantas de interior ya que soportan bien los ambientes secos, incluso los producidos por el excesivo calor de las calefacciones.
Plagas y enfermedades:
Pueden verse afectadas por el ataque de la araña roja, que se combate con los acaricidas típicos.
Consejos útiles:
C uando las flores se marchiten hay que eliminarlas y dejar que el tallo floral se seque. A finales del verano se pueden colocar en el exterior para que pierdan las hojas \ comience su periodo de inactividad, durante el cual se mantendrán en un lugar fresco durante unos tres meses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.